PARA QUE NADIE SE LLAME A ENGAÑO....

PARA QUE NADIE SE LLAME A ENGAÑO....
BRUJAS. ESAS MUJERES SABIAS EN FÍSICA, QUÍMICA, MEDICINA... QUE EL FANATISMO RELIGIOSO EXTERMINÓ

Archivo del blog

sábado, 8 de agosto de 2009

GERALD GARDNER, feministo, sismólogo y marido de JO ANN EVANS, ACTIVISTA



Un hombre que nos demuestra que ser capaz de analizar y ver la realidad con perspectiva feminista, es una cuestión de actitud.
Se casó con Jo Ann Evans, una activista estadounidense en cuestiones de feminismo y antiracismo. Ella consecuente con su lucha por la equidad fusionó sus apellidos. Ahora es la Sra. Evansgardner de 84 años.

Matemático y y geofísico, las pruebas que aportó fueron decisivas para acabar con la discriminación de "ofertas de trabajo para hombres, "ofertas de trabajo para mujeres" que lucían los periódicos estadounidenses.

Fué un gran luchador. En los 70 convence a quienes luchan contra el racismo para que se unan contra quienes luchan contra el sexismo. Y logra otro éxito: que en la policía de Pittsburgh se admita igual número de hombres y mujeres, de gente blanca y de gente negra.

En los 80, estando en la Universidad, luchó contra una cadena de supermercados por relegar a sus empleadas y no promocionarlas.


Vamos, que a ver si van tomando nota todos estos bárbaros antiguos que creen que ser hombre es ser alguien que puede disponer a su antojo de la mitad de la humanidad, las mujeres. Este hombre es una lección incluso para aquellas mujeres que, pendientes de merecer la aprobación de los hombres sexistas, se la pasan diciendo que ellas no se han notado nunca discriminadas, que las cuotas impiden a las mujeres que valen llegar, y otras estupideces sexistas por el estilo.

Por cierto, su viuda, Jo Ann Evansgardner, ahora lucha contra la discriminación de la gente jubilada.